¿Te encanta la pizza, pero nunca te atreves a hacer tu propia masa casera? Si siempre has querido elaborar una pizza 100% casera, pero no lo has intentado pensando que realizar la masa es complicado, es momento de meter las manos en la masa. Es más sencillo de lo que piensas y el sabor es único.

Es necesario utilizar ingredientes de calidad para lograr que, además de que sea sabrosa, también sea saludable. Descubre cómo hacer masa de pizza casera con aceite de oliva virgen extra. En Aceites Moral te contamos todos los pasos para conseguir una auténtica masa de pizza italiana.

Importancia de utilizar aceite de oliva virgen extra en la masa de pizza casera

Muchos tienen la errónea creencia de que la pizza es “comida rápida” poco saludable. Sin embargo, lo cierto es que esto es cierto si se utilizan productos de baja calidad, pero al usar buenos ingredientes, la pizza puede ser una comida de lo más saludable.

Incorporar a la masa un buen aceite de oliva virgen extra en lugar de utilizar otra grasa saturada, es clave para que no sea perjudicial para el organismo. Los beneficios de consumir AOVE en las comidas son numerosos, si quieres lograr una auténtica masa de pizza italiana y deleitarte con un excelente sabor elegir un producto de calidad marcará la diferencia.

Cómo preparar masa de pizza casera

Ingredientes para hacer masa de pizza casera

  • 3 tazas de agua
  • 2 cucharadas de levadura en polvo
  • 1 taza de harina panadera
  • 6 tazas de harina integral
  • 2 cucharadas soperas de AOVE
  • Media cucharada de sal
  • ¼ de taza de leche en polvo
  • 1 cucharadita de miel

En primer lugar, es necesario que tengas en cuenta que la masa de pizza es necesario dejarla reposar. Por lo tanto, lo ideal es hacerla el día de antes o incluso puedes hacer varias para dejarlas congeladas y que estén listas para hornearlas en cada ocasión.

  1. Calienta las tazas de agua hasta que alcancen unos 30ºC. Mezcla el agua, la levadura y la leche en polvo en un recipiente. Añade el AOVE, los dos tipos de harina, la sal y la miel. Mezcla ligeramente la masa durante 8 minutos cómo mínimo.
  2. Deja reposar la masa en un recipiente de vidrio, tápela con un paño y mantenla en una zona cálida. Una excelente opción es meterla en el horno apagado, pero con la luz encendida.
  3. Tras 15 minutos destapa la masa para doblarla varias veces hasta conseguir que quede una masa lisa. Es importante que las manos estén húmedas y repite el proceso hasta que coja consistencia y deje de estar pringosa.
  4. Déjala fermentar a temperatura ambiente durante una hora. Una vez pasado el tiempo, la base de pizza está lista, estírala con un rodillo hasta conseguir el grosor que prefieras.
  5. ¡La masa está preparada! Colócala en la bandeja con papel de horno, añade tus ingredientes favoritos y es momento de hornearla.

Truco experto: Si prefieres la masa fina y crujiente sube la temperatura del horno y déjala menos tiempo, es decir unos 10 minutos a 290º. Si te gusta más gordita, hornéala 20 minutos a una temperatura de 220º.

Ahora ya sabes cómo hacer masa de pizza casera con aceite de oliva virgen extra, todos los pasos necesarios para conseguir degustar en casa una auténtica pizza al más puro estilo italiano.

Puedes comprar AOVE online en Verde Divino, nuestras variedades aportan unos matices exquisitos a los platos. Una excelente relación calidad-precio para elaborar una masa de pizza de lo más saludable y a un coste irresistible. Y tú ¿a qué esperas para hacer tu pizza favorita con tu masa casera?

0/5 (0 Reviews)
0
    0
    Tu carrito
    Tu carrito esta vacíoVolver a la tienda
      Calcular envío
      Aplicar cupón